19 junio 2007

Confesión

Qué buen invento ése de la penitencia....


Mientes a menudo? Fastidias a tu prójimo? Engañas a tu mujer? No importa, sólo
tienes que hacer lo siguiente:

- Un pequeño examen de conciencia
- Sentir un pequeño dolorcillo por tus pecados cometidos
- Tener un propósito de enmienda (o al menos, que lo parezca)
- Se lo cuentas a un cura

...y por el módico precio de rezar un Padrenuestro o dos (si es la nueva versión, mejor),
sales limpito cual bebé recién bañado. Pero cuidado, porque puede pasarte algo
como esto:





Por si no funciona en enlace: http://youtube.com/watch?v=hyn4aKfbo0M

0 comentarios: